domingo, 13 de mayo de 2012

Manos a la Obra

Durante estos días, hemos logrado descifrar cómo es el cableado actual de la instalación. ¡Alguien no respetó los colores normalizados en el cableado!
También hemos hecho alguna prueba para poder diferenciar cinco zonas diferentes. Cada una dispondrá de una iluminación general y una acentuación, que destacará el elemento más importante.
Como siempre, lo más difícil es conseguir reutilizar la instalación existente y que tenga el menor impacto visual posible.
Utilizaremos los focos para halógenos, y si podemos incluiremos lámparas dicroicas LED para los acentos.

1 comentarios:

VITA NUOVA, de Dante Alighieri, ¿te lo has leído? dijo...

Qué interesante que habléis de aparatos eléctricos, porque antes, en los Institutos Históricos, cuando no había cables, ni electricidad, se tenían que apañar con velas. Qué difícil sería volver a vivir así, ¿verdad? Sin electricidad no podríamos usar ni siquiera ordenadores para participar en la bitácora. No quiero pensar en ello porque me pongo triste... ¡con lo bien que me lo paso participando aquí!

Un saludo para los amigos/as de la bitácora de Patrimonio

Mª Jesús

P.S. Tengo una carpeta con material de las Jornadas de Cabra y Logroño a la que he titulado "Mi matrimonio con el patrimonio", ¿a que suena bien? Se me ocurrió una mañana en la que me costó mucho levantarme de la cama.

Publicar un comentario

Se eliminaran todas las entradas con lenguaje inapropiado.